lunes, 26 de mayo de 2014

Cuatro años hablando de las gordas, sin restricción

¡Hola a todos!,


Hoy hace 4 años arranqué con este hobby, que no solo me ha permitido reencontrarme con la escritura y exorcizar mis desencuentros con la moda, a causa de mi gordura, sino que me ha permitido encontrarme con ustedes y sus historias, que amablemente me comparten, con una confianza que no sé de qué manera agradecer.

Cuando creé este espacio, estaba segura que mis papás, hermanos y amigos cercanos se iba a aburrir de mi monotemático tema personal, pero empezaron a llegar las lectoras, que se sentían identificadas y con las que sin saber cómo, empecé a creer estos lazos invisibles de afecto. ¡Gracias a todos!

Perdón por los correos de medianoche, o por las respuestas eternas, las que promesas que hago de sacar tiempo para tomar un café, que muchas veces he incumplido, o por dejar largos tiempos sin escribir, ni contarles nada, pero a veces el otro mundo real, nos obliga a dejar el hobby para otros momentos.

Yo quiero corresponder estos años de queridura, invitando a 10 de las más asiduas lectoras del blog a tomar un café, la otra semana. Con cada una de ellas me comunicaré vía Inbox en Facebook, para que sepan dónde será el punto de encuentro, y para que las que trabajan, puedan ir gestionando con tiempo los permiso y me puedan acompañar a celebrar los cuatro años de La Pesada de Moda. Quisiera invitar a más, pero lamentablemente, el bolsillo no me da para todas con las que quisiera compartir.

Recuerden ir bien lindas para las fotos, y espero que pasemos una tarde divertida, el jueves 5 de junio (5:00 a 6:30 p.m.). Si alguna de las que aparece en el listado, no puede ir, por favor, cuénteme con tiempo, con eso podemos invitar a otra persona.

Las invitadas son:
  1. Rocio Castañeda Canelanix
  2. Adriana Rojas
  3. Claudia Enemocón
  4. Caro Orjuela
  5. Claudia Reyes
  6. Andreita del Ro
  7. Yesenia Bohórquez
  8. Angela García
  9. Lina LA Dess
  10. Andrea Johanna Díaz Bolaños.  

Espero que ese día podamos chismosear mucho.  De nuevo, gracias por tomarse el tiempo de leer a La Pesada de Moda.

¡Nos seguimos leyendo!
Escríbeme a  lapesadademoda@gmail.com
Sígueme en TW @lapesadademoda
Instagram/lapesadademoda

Pinterest/lapesadademoda

viernes, 23 de mayo de 2014

Ocho kilos menos y los pantalones se me escurren

¡Hola a todos!,

Mañana cumplo 2 meses de haber cambiado mis hábitos alimenticios y hoy la balanza muestra que peso 8 kilos menos, es decir, estoy pesando 95 kilos. Ningún día, de estas 8 semanas, he sentido que esté haciendo un gran sacrificio (es más, creo que la otra gente le pone más misterio a la cosa que yo). Me parece chévere, porque aunque mi ánimo y mi autoestima siempre están arriba, físicamente también me estoy sintiendo mejor. 

Tanto, que la devoción que tenía por el pan y la cocacolita, (yo me podía comer un pan de 4 mil solita, con dos vasos de mi gaseosa favorita, en una sola sentada), ha ido quedando atrás, pues me di cuenta que ahora que ya no como pan en esas cantidades industriales ni tomo la chispa de la vida, no volví a tener reflujo (sí, yo tenía reflujo y tomaba Omeprazol hace varios años), ya no tengo que tomarlo, pero tampoco volví a sentir la molestia del reflujo, y me ahogo menos cuando camino y hablo al mismo tiempo, lo que para mí, es fabuloso.

¿Y qué estoy haciendo? Nada extraordinario ni costoso. Simplemente, empecé a seguir las recomendaciones caseras, casi todas, que están en libro El Método Rada y eso ha sido todo. 


Lo más duro fue la desintoxicación de tres días con jugos que hice al comienzo de este nuevo estilo de vida. Los jugos son mezclas de frutas con verduras, que se pueden preparar en casa, con productos que se consiguen en la tienda del barrio, además, en el libro viene la receta para que sepan cómo hacerlos. En mi caso, el jugo verde ya hace parte de mi rutina diaria, y es como "mi primer tinto/café del día".

Por supuesto, sigo implementando las recomendaciones de la Semana 4, que es básicamente comer de todo, menos harinas, azúcares, gaseosas o cosas fritas. Ahora, como una tajada de pan integral, como más pescado, más arepa, procuro evitar las cosas fritas, tomo agua, antes no tomaba nunca agua, no tomo cocacolita, aunque si he tomado como 2 en total en estos dos meses. Aprendí a tomar jugos sin azúcar y me saben bien, lo mismo el tinto/café.

Adicionalmente, empecé a hacer ejercicio básico, con mi propia rutina que consiste en 12 minutos de aparatos, de esos que ahora ponen en los parques de la ciudad, con eso no pago una mensualidad en un gym al que probablemente, solo vaya 1 semana y nunca más.


No estoy haciendo nada extraordinario, solo comiendo más saludable, más temprano, no hamburguesas, ni perros (salchichas si he comido y jamón de pavo o pollo), y evitando los excesos. Por supuesto, no se trata de pensar que se hace un sacrificio, sino que lo estoy haciendo por elección, porque es mi nuevo estilo de vida. Procuro no salir nunca sin desayunar, y desayunar bien y nutritivo, porque me di cuenta que si no desayuno bien, o no como en horario, el cuerpo se antoja de lo primero que vea y es ahí cuando lo único que se me ocurre comer es pan, mucho pan.

No sé si voy a seguir así toda la vida, no sé, pero voy a tratar de seguir comiendo mejor. Todos los días me digo, "Yo puedo", "solo por hoy" y me ha funcionado. Tengo claro que nunca voy a volver a pesar 50 kilos, como en la adolescencia, pero me parece chévere que las camisas me queden un poco más holgadas y me encanta que se me escurran los pantalones. 

Esto suena a comercial, pero la verdad es que yo lo veía imposible, pero ahora no me lo parece tanto. Así me tarde 2 años en llegar a un peso más saludable (recuerden que yo no mido ni siquiera 1.50 cm y peso el doble de lo que debería pesar), voy a tratar día a día de seguir intentando. Eso era lo que les quería contar.

¡Nos seguimos leyendo!

Escríbeme a  lapesadademoda@gmail.com
Sígueme en TW @lapesadademoda
Instagram/lapesadademoda

Pinterest/lapesadademoda

miércoles, 14 de mayo de 2014

Amancioooooo, ¡yo también quiero clonessss!!

Hola a todos,

Los que me leen saben que soy defensora a ultranza del Diseño y la industria nacional, pero también deben saber que, o al menos intuir, que me derrito cada vez que paso frente a una vitrina bien puesta, con buena oferta fashion, a la que como saben -eso sí lo deben tener claro- no me queda buena, porque soy muy gorda y nunca hacen tallas que sean lo suficientemente grandes como para que yo las pueda comprar y usar.

El asunto en concreto sobre el que me a voy a referir es, las tiendas Zara. ¿Por qué don Amancio Ortega que lleva más de 30 años dedicado al negocio, que tiene el músculo financiero y logísitico para  hacerlo, ofrece ropa a todos los segmentos, excepto a las tallas grandes?


¿En España, no hay mujeres gordas? Sigo varias bloggers, que además se visten divino, pero bueno en Europa en general el mercado plus size si está bien atendido, al menos es lo que creo. El problema es en Latinoamérica, raro, me parece muy raro.

A lo largo de los últimos años he tenido la fortuna de encontrarme en el camino con gente súper interesante que se mueve en el mundo de la moda.  A todos ellos los he consultado cuando he tenido la oportunidad. Voy a decir que son mis gurús de la moda. A cada uno consulté su opinión sobre el tema y esto es lo que ellos dijeron.


- Valerie Steele (denominada la intelectual de la moda. La conocí en Cartagena, durante Ixel Moda): "Algún día va a pasar, en Estados Unidos ya hay una amplía oferta para el mercado plus size, ya va a pasar en latinoamérica".


- Anna Fusoni @AnnaFusoni (La gran señora de la moda en México. Tuve el honor de trabajar con ella durante la V Feria de la Confección Mayorista de El GranSan, en Bogotá): "Poco a poco las marcas lo van a hacer más. En México, en algunas tiendas por departamento, ya se ofrecen tallas grandes. Eso va  a pasar, es un nicho importante, grande, ya va a pasar".


- Gabriel Alvarado  (Consultor de tendencias de pronta moda en Colombia. Lo conocí como director de la Feria de la Confección Mayorista El GranSan, donde fue mi jefe): "Brasil si se ha preocupado por el tema de las tallas grandes, y lo ha realizado de gran manera, porque además es un mercado donde sí hay investigación. En Colombia hay dos grandes problemas: el desconocimiento del empresario de la realidad de otros consumidores, y las clientas, que lo que han hecho es, adaptarse a lo que ofrece el mercado y no exigen".


- Danilo Cañizares  (Consultor de moda, asesor de Ixel Moda. Asesor de importantes diseñadores colombianos. Fue al primero que conocí, hace más de 6 años). "No creo que la industria colombiana no le haya interesado el tema. En el sistema moda si han existido marcas que han trabajo por ese segmento como Candilejas, Mercy, entre otras. Lo que ocurre es que la propuesta de diseño se quedó estancada en los 90's, en vista que las mujeres con sobrepeso por lo general preferían cubrirse y conservarse tradicionales para no ser llamativas.  A finales del siglo 20 las grandes superficies empezaron a vender tallas grandes y la oferta era moderna y divertida, sin embargo no tuvieron el éxito esperado y se quedaron con básicos. 

Por otro lado si hay algo claro, y es que los prototipos de belleza vendidos por los medios de comunicación han hecho que tanto usuarios como marcas se orienten por desarrollar productos para cuerpos "perfectos", atribuyendo al volumen una sensación de imperfeción totalmente distante de la realidad. Cualquier cuerpo desproporcionado esta fuera del concepto de belleza pero si la proporción se conserva peses 50 kilos o 100, puede ser bello. En el mercado americano hay marcas maravillosas ofreciendo moda de última linea a las tallas grandes, Eskandar, es una de ellas. 


Curiosamente, y sin que fuera su objetivo, Francesca Miranda lanzó una linea hace unos años, denominada Felements que por su sobrevolumen y sobredimensión fue muy vendida en tallas grandes en el mercado americano. Habría que ver si continua con ella y cómo se vende en Colombia".


Por eso, después de consultar la opinión de mis gurús, (aclaro este post lo estoy haciendo desde hace más de seis meses), cuando la gente me dice que porqué no hago ropa, pienso: "Si no lo ha hecho Amancio Ortega (creador y dueño de Zara), que perfectamente podría ensayar dejando un rinconcito de sus innumerables tiendas por el mundo, ¿cómo me meto yo ahí?

Algún día va a pasar. Algún día, las gordas en Colombia no vamos a dejar de ir a un evento al que nos invitan a última hora, porque nosotras -al menos es lo que me pasa a mi- no podemos salir corriendo a buscar algo lindo y que nos queda de una, porque sencillamente, el mercado nacional no lo ofrece. A las gordas, nos toca planear con mucho más tiempo, lo que nos vamos a poner en ese evento especial. 

Dicho todo esto, este post se lo dedico al señor Ortega. "Amancio, tío, saca ya la marca de tallas grandes, ¡las gordas también queremos clones!"




P.D. Les quedo debiendo la opinión de Gloria García @madamecorse1A, quien es mi quinto elemento fashionístico (gurú), pero se me embolató su respuesta y no la encontré. Sin embargo, ella escribió una colaboración para el blog que les comparto en este link, hace casi un año, sobre el tema de las tallas grandes en la ropa interior. http://lapesadademoda.blogspot.com/2013/05/madamecorse1a-y-la-ropa-interior-para.html?view=flipcard


¡Nos seguimos leyendo!
Escríbeme a  lapesadademoda@gmail.com
Sígueme en TW @lapesadademoda
Instagram/lapesadademoda

Pinterest/lapesadademoda


lunes, 12 de mayo de 2014

Yumi Stein, la encargada de hacer brillar a los artistas en el escenario

 ¡Hola a todos!,

Hace un par de días me fui a ver “Ciudad Delirio”, la película que todavía está en cartelera y que es una historia de amor, con tinte de comedia, que se desarrolla en Cali, la sucursal del cielo, la capital mundial de la salsa.


No es la gran película, pero ¿dónde está escrito todas las películas son para dejar un mensaje o salir pensando que uno tiene que ser bueno en la vida?, CiudadDelirio es una historia ahí no más, pero entretenida y distinta, no habla de los temas aquellos a los que estamos acostumbrados los colombianos, y trata de resaltar el trabajo que cientos de caleños hacen alrededor de la sabrosura que es bailar salsa y vivir de eso. Hasta el final bollywoodiano, que en este caso es caliwoodiano, me gustó, pa’qué, pero sí. Muy divertido y sabrosón.


Y viendo la película me acordé de una charla virtual, que tuve hace unos meses con una joven diseñadora caleña, que se fue por el lado del vestuario de teatro, circo y danza en Cali, y recordé que siempre me ha inquietado el tema de los trajes que usan los bailarines. No solo son muuuyyy vistosos, sino que además, tienen que ser cómodos y elegantes, teniendo en cuenta lo que para ellos es elegante en el escenario, y lo logran de gran manera.

La diseñadora de las que les hablo es Yuvissa Durán, más conocida en el mundo artístico como Yumi Stein. Ella me dice que también asesora chicas plus size y está pensando en sacar su propia línea de ropa para las mujeres con curvas.


Yumi Stein, es diseñadora de modas, egresada en 2009 de la Academia de dibujo profesional de Cali. Su primer trabajo profesional, fue con María Sanford, que es una escuela y fundación de danza en la capital vallecaucana.

“Para mí, trabajar con María fue muy importante, pues con ellos hice “Gatos”, una adaptación en español del musical Cats, de Broadway. Fueron como 180 trajes, todos pintados a mano, desde las zapatillas hasta las pelucas, Fue un trabajo duro, pero gratificante y edificante”, comenta la diseñadora.

“Después de eso, empecé a trabajar de manera independiente. Primero hice vestuario para una compañía de danza y circo de Aruba llamada, Ritmo Cubano; que eran trajes que tenían alta exigencia tanto en diseño como en confección, por la cantidad de detalles y el uso de materiales nuevos. Luego hice el vestuario para Be Danza, otra escuela de danza y de ahí en adelante no he parado, hago trajes para empresas de recreación, estudiantes de teatro y disfraces para Halloween, todo lo que salga”, agrega la entusiasta diseñadora.


También me contó que hace más o menos dos años, inició un nuevo proceso, cuando empezó a bajar de peso y se empezó a aceptar su cuerpo como era, pero además se dio cuenta que no había ropa linda para las que tienen unos pocos o muchos kilos de más y eso la hizo pensar que podía ser un buen camino para dirigir su carrera profesional.

Sé que cuando Yumi Stein se animé a producir ropa para las plus size, las lectoras de La Pesada de Moda, seremos las primeras en enterarnos. Mientras eso pasa, espero que ella siga creando esos trajes de fantasía para que los artistas caleños puedan brillar mucho más en los escenarios. Un singular trabajo, del que seguro viven muchas familias en la capital vallecaucana, a los que poco reconocimiento se les da. A través de Yumi, mi reconocimiento para estos genios del diseño de vestuario para este tipo de shows.

Trailer oficial de la película: http://www.youtube.com/watch?v=hdEHgQ_-ThI


¡Nos seguimos leyendo!
Escríbeme a  lapesadademoda@gmail.com
Sígueme en TW @lapesadademoda
Instagram/lapesadademoda
Pinterest/lapesadademoda


Un domingo de coolhunting por La Candelaria

¡Hola a todos!


Creo que no les había contado que el año pasado, además de tener mucho trabajo, me puse a estudiar. Estoy haciendo un postgrado (MBA que se lee más cool) y eso, me ocupa un poco más y hace que el blog sea solo para cuando tengo tiempo libre, o cuando tengo algo que me parece muy chévere para compartirlo con ustedes, como esta entrada / post.  
Muchas de las fotos de esta entrada/ post fueron hechas por Zico Rodríguez

Hace un par de días, un domingo, uno de nuestros profesores del MBA de Esden, nos invitó a acompañarlo en un recorrido por algunas de las calles del centro histórico de la ciudad, La Candelaria. Se trataba del profe Javier Plazas, que es un coolhunter profesional, muy consultado en su país (España), y que permanentemente es citado en algunas de las revistas de moda que suelo revisar en internet. O sea, un tipo que sabe lo que hace y que asesora importantes empresas en la península ibérica.


Para los que se preguntan, qué es un Coolhunter traducido de manera literal sería algo así como un "cazador de cosas chéveres", pero lo vamos a dejar en que es un "cazador de tendencias", que recorre el mundo observando lo que se pasa en sectores determinados y luego analiza y aterriza las ideas o conceptos, y su trabajo le permite a las empresas más innovadoras adelantarse a la competencia. Los profesionales de esta materia, tienen más auge cada día, ya que son ellos los que se encargan de identificar y cazar lo que serán futuras tendencias en diversos sectores, como el diseño, la moda, el interiorismo, la comunicación, la fotografía, la arquitectura o la tecnología, entre otros. 


Javier en clase nos había hecho una ligera introducción al mundo del street art y el recorrido por La Candelaria, básicamente le apostó a eso. A medida que íbamos caminando, nos iba contando sus impresiones sobre lo dibujos o rayones que abundan en las paredes de esa zona. Desde ese día, empecé a ver con otros ojos los mal llamados Graffitis, y empecé a ver que tal vez podrían ser auténticas obras de arte urbano. Averigüé más sobre Bansky y Shepard Fairey, y ahora les presto más atención a los manchones que veo en la calle. Así que usted también debería poner más atención, de pronto tenga una auténtica obra de arte en la fachada de su casa y no la simple mancha de un desocupado.


¿Qué se estudia para ser Coolhunter?

Pues Javier Plazas, el profe, estudió Ciencias Políticas y Sociología en la Universidad Complutense, y tiene un Máster en Coolhunting de la Escuela Superior de Moda y Empresa. Trabaja como freelance, para para diferentes firmas de moda. Es consultor e imparte clases en universidades europeas. Es asiduo en las más importantes ferias de analistas de tendencias que hay por todo el mundo. 

Video: ¿Cómo entender el coolhunting?  http://vimeo.com/76682055






¡Nos seguimos leyendo!

Escríbeme a  lapesadademoda@gmail.com
Sígueme en TW @lapesadademoda
Instagram/lapesadademoda
Pinterest/lapesadademoda