lunes, 27 de agosto de 2012

Ni ella es la más gorda, ni yo la más pesada…

¡Hola a todos!
 
La primera vez que oí hablar de ella, fue gracias a mi amigo Gabriel. Él me dijo que en NatGeo habían pasado la historia de una argentina periodista, que se llamaba Laura, que también era gorda y para acabar las coincidencias... Tenía un blog de gordas. !ups!

Se trataba de una serie denominada Tabú, y ella, por gorda y por hablar de este tema sin tabués se había ganado el honor de aparecer en uno de los programas. Eso fue hace más de 2 años, creo. Yo ya conocía su blog Yolamásgordadetodas.com.ar Se trataba de Laura Pereyra Costanzo.

 Tomada de Youtube.com
Laura Pereyra, argentina, periodista, blogger y gorda. Pionera en la blogósfera en Latinoamérica en hablar sin tapujos sobre la gordura. Les dejo el link del especial de NatGeo http://www.youtube.com/watch?v=BaTye_4q82g&feature=BFa&list=UUc2v7r2B9ZvyXOSXFMyQwuA

La seguía. Le dejé un par de comentarios en los post, pero nunca supe si los vío. Aprovecho para preguntar, ¿los viste?
 
Este año, la periodista del diario El Colombiano de Medellín, Laura Castro, me contactó porque quería hacer una nota sobre mi blog de gordas y para sorpresa mía, también había entrevistado a la otra Laura, la más gorda de todas. Nos dio mucha risa saber que las tres nos llamamos Laura, que somos periodistas y bloggers (el de @laurabcastroc es http://thelaurasspeech.blogspot.com/ #Yorecomiendo).

Tomada: La Pesada de Moda
Así salió publicada la entrevista en el diario de Medellín El Colombiano, en marzo de 2012. La entrevista la realizó la adorable Laura Castro.

Días después de publicada la entrevista en el diario El Colombiano de Medellín, nos pusimos en contacto con Laura P. @yolamasgorda y así nos conocimos, vía E-mail. Esto fue en marzo. Ella me propuso una entrevista y yo dije, que sea mutua. Intercambiamos un montón de correos donde nos poníamos citas que jamás cumplimos, hasta que ya nos pusimos serias y la cita impostergable la dejamos para el viernes 20 de julio de 2012. Era día feriado en Colombia y Día del amigo en Argentina. Imposible no cumplirla.

Cada una en el living/sala de su casa, a través de Skype y durante cerca de tres horas ininterrumpidas, no fuimos más que un par de gordas hablando de gordas, de nuestras vidas, de lo que ha pasado en ellas a partir de hablar sin tapujos sobre las gordas en Yo la más gorda de todas y en La Pesada de Moda. Y desde entonces siento que tengo una gran amiga en Río Cuarto, así se llama la ciudad donde vive Laura P. en Argentina.
 
Así luce el blog de Laura Pereyra. No dejen de visitarlo. http://www.yolamasgorda.com.ar/2012/08/04/el-espejo-por-el-que-comemos/

Ella empezó con su blog hace más de cuatro años, cuando se quería inscribir en la obra social, que en Colombia vendría a ser una EPS, y tanto a ella como a su esposo los rechazaron por gordos. Desde entonces, ella seguro se pregunto a sí misma, debo ser la más gorda de todas, cuando me pasa esto, y éste fue el inicio de su blog, si leen su primer post, cargado de sarcasmo, que creo es la mejor forma de desahogo inteligente que existe, lo van a notar.

Ella dice que con Yo la más gorda de todas busca mostrarle a las gordas “como ser XL en un mundo small”, y escribe de manera cruda muchas veces; tiene una tonada que encanta y leerla es como oírla hablar, con esa cercanía que emana la mayoría de los argentinos de provincia, esa buena onda y esa calidez. Así es Laura, La más gorda de todas.
 

Me contó que está casada, es mucho menor que yo, y por paradójico que suene su blog se lee más fuera de Argentina que en la misma tierra de Cortázar y Borges. Es más, ella dice que está segura que son muy pocos los argentinos que la siguen. También que empezó a escribir para desahogarse, para escribir sin cortapisas, si la leían bien y si no, también. Y su mayor emoción, recibir el primer correo de otra gorda que la alentaba a seguir siendo la vocera de tantas que prefieren quedarse calladas o que simplemente no saben cómo expresarse.

También hubo tiempo para hablar de lo difícil que es arrancar una dieta, pero sobretodo, mantenerla. Si las gordas tuviéramos disciplina no existirían los gordos; si fuera tan fácil no habría drogadictos ni alcohólicos, ni fumadores empedernidos. ¡Todas queremos ser flacas!, pero seguimos gordas… ¡Qué complejidad!
 


Laura P. no habla de moda en su blog, pero me contó que le encanta vestirse de colores, que es muy clásica, que prefiere los pantalones y que le gusta remarcar su estilo con accesorios. Para el invierno le gusta vestir de negro con acentos de color en los accesorios y disfruta mezclar texturas. Y como a todas las gordas le gusta tener detalles que llamen la atención en sus atuendos. Y en Argentina, al igual que en Colombia conseguir ropa divertida para una gorda no es una tarea fácil.

Las coincidencias con Laura P. nos llegan hasta acá. Ella mide 1.80 cm y pesa más de 120 kilos. Es gorda, no porque no le guste hacer ejercicio o no tenga disciplina con la dieta, sino por circunstancias físicas, pero trata de mantenerse saludable y eso sí, vive feliz. Ni ella ni yo, pretendemos hacer apología a la gordura, solo queremos que otras gordas vivan tranquilas, sin complejos ni traumas, o al menos, que lo intenten.
 

Esa es Laura Pereyra Costanzo, la blogger argentina, periodista y gorda como yo. Para terminar debo decir, que ni Laura P. es la más gorda de todas, ni yo la más pesada, solo somos un par de gordas divertidas a las que nos gusta escribir y nos gusta más, que nos lean. Solo eso.


¡Nos seguimos leyendo!
Escríbeme a  lapesadademoda@gmail.com
Sígueme en TW @lapesadademoda
Búscame en FB http://www.facebook.com/Lapesadademoda


8 comentarios:

  1. Me encanta, super el articulo, si mi familia supiera que sigo un blog como el tuyo, me dirian "claro con razon tan gorda, me gustaria bajar algo de peso o quitarme la pansita ;) que tengo, pero no quiero ser flaca, nunca lo he sido y no me gustaría serlo, y yo pienso que si uno encontrara ropa de moda, comoda y de colores mas vivos, las gorditas no nos veriamos mal, con blusas a muy a gustadas o muy grandes, de estilos antiguos y colores opacos.
    Me gustaría si te parece, que alguna vez tocaras el tema de conseguir y comprar brasiers (no se si esta bien escrito), para mi es un tema complicado por mi talla (40B) y muchas veces costoso si quiero uno que no sea un estilo como para mi abuelita.

    Gracias.

    JOHANNA DIAZ.

    ResponderEliminar
  2. La verdad estoy super emocionada gracias infinitas por tantoafecto y respeto... TE QUIERO MUCHOOOOOOOOOOOOOOO.... LAURI... LA MÁS GORDA...

    ResponderEliminar
  3. Que nota mas maravillosa!!!!!!!!! Realmente Laurita P es un ser maravilloso... y lo que escribe es lo que nos da vuelta en la cabeza a las que somos gorditas en esta epoca.
    Laura la pesada de moda te felicito.

    Laura M (otra gorda)
    besos

    ResponderEliminar
  4. Guauuuuu me han dejado helada chicas, que lindo que se conozcan, que lindo saber que en diferentes partes del mundo haya almas gemelas. Un beso a las dos y es hermoso lo que hacen ... Tengo la dicha de ser amiga de Laurita Pereyra hace mas de 30 años. Abrazo a las dos !!!

    ResponderEliminar
  5. Que bonito que ustedes sean unas mujeres muy seguras y se atrevan a contar cosas que muchas padecemos pero no nos atrevemos. Que bueno, las felicito a las dos. @Guerechuchu

    ResponderEliminar
  6. ¡Qué lindo post Laurita!... A ella la conocí gracias a tí... Es una persona hermosa por fuera y por dentro, así como tú... Un beso gigante para las dos... Y quiero decirte, ser gordo es como ser alto o bajito, es como tener el pelo oscuro o tenerlo claro, es como calzar 35 o calzar 40, ser gorda o gordo NO ES UN DEFECTO del que nos "tengamos que avergonzar"... Yo juré no volver a "darme látigo" por ser gorda!!! Te mando un beso gigante, AMO TU BLOG

    ResponderEliminar
  7. Yo a ella la conocí por NatGeo y de inmediato me pareció fabuloso que alguien gordo, como yo, pudiera hablar de sus experiencias, de su vida sin acomplejarse. Cuando te conocí a ti, sentí exactamente lo mismo. He luchado contra mi peso toda la vida y aún me cuesta sentirme a gusto conmigo misma, lo cierto es que siempre que me reprocho a mi misma por ser como soy, aprendo de mis dos gordas favoritas, que se llaman Laura, como yo.

    ResponderEliminar
  8. Me encanta tu blog Laura. Oye que escribir de esta manera no es fácil, hacer humor no es fácil y ser gordo no es fácil. Creo que lo que más odio de ser gorda es tener que usar bicicletero debajo de las faldas porque si no se me quema la entrepierna. Es una tragedia!!! pero es bueno reírse de ella.
    Realmente como te ven los demás es lo menos importante, es como se ve uno mismo. Eso sí, nunca adaptarse y si es posible luchar contra ello. Mi mejor amiga fue gorda toda su vida y ahora pesa 60K, yo era la flaca y ella la gorda. Ahora completamente opuestos. La vida es asi. Sufrir de la tiroides no ayuda. Abrzos desde Escocia. x Bibi (por ahi nos vimos cuando yo trabajaba en Corferias)

    ResponderEliminar

Gracias por dejar tu comentario. Puedes escribirme a lapesadademoda@gmail.com