jueves, 21 de julio de 2011

Ropa interior para gordas, un problema de mucho peso

Cada vez que intento ir a comprar ropa interior (sí, hablo de panties, bombachas, calzones, brasieres, sostenes, sujetadores o corpiños, entre otras prendas), llego a la misma conclusión: Para los señores de la industria de la ropa interior en Colombia las gordas somos seres asexuados, con mal gusto, conformistas, descuidadas, ordinarias, aburridas y sin poder adquisitivo. ¡No hay derecho!

Tomada de www.vogue.it
Franca Sozzani, directora de la Vogue Italiana explica la creación de su sección www.vogue.it/vogue-curvy: "… Veamos el prototipo normal de belleza de hoy en día. Ahora sólo existe un tipo de belleza, cada mujer puede ser hermosa y sobre todo las mujeres con curvas pueden ser bellas y muy sexys. Si usted piensa hoy en Elizabeth Taylor o en Sophia Loren, que podrían estar en la edición de chicas con curvas. Algo que muestra cómo ha cambiado, la idea del cuerpo de la mujer".
A cualquiera que lea este blog, sea hombre o mujer, lo reto a visitar cualquier almacén de ropa interior, popular o exclusivo, a buscar un brasier talla 40 o más y unos panties talla XL o más que cumpla, por lo menos, con algunas de las siguientes características:

1. Telas juveniles o alegres
2. Colores divertidos
3. Encajes delicados o románticos
4. Diseño en tiras o breteles
5. Diseño
6. Coquetos o sexys
7. ¿Bonito?
8. ¿Caro?
9. ¿Barato?


Por favor, obvie Bronzini en el Éxito, que si bien elaboran prendas hasta la talla XL, yo creo que esa talla no le sirve a todas.

Bronzini tiene tallaje hasta la XL, pero si bien es una XL real, no a todas las gordas les sirve. ¡Lástima!

Sí mi querida lectora, si para una gorda comprar pantalones, camisas, faldas o vestidos es una tarea titánica, créeme, comprar ropa interior linda, sexy o con diseño es, ¡complicadísimo!


Menos mal no era tan gorda cuando empecé mis vericuetos en el amor, porque hubiera sido un oso polar (ridículo enorme) tenerme que presentar con esos espantosos calzones que usualmente le toca comprar a una gorda en Colombia. Esos que bajan pasiones (y ganas) a cualquiera. Mejor dicho, hubiera sido peor que la vergüenza que pasó Bridget Jones (Renée Zellweger) con Daniel Cleaver (Hugh Grant), en su primera noche de sexo en el apartamento / departamento de ella (El Diario de Bridget Jones).


Y encontrar alguno de estos modelitos, es mucho más difícil. Sexys, coquetos y, espero, cómodos.

Debo confesar que siempre pienso en las chicas XL (Xtra Lindas) que están viviendo su despertar sexual (en mi imaginario mayores de 17 años), y quieren prepararse para esa romántica cita, pero no tienen más remedio que recurrir a esa ropa interior neutra o blanca en el mejor de los casos, sin encajes, llena de costuras, con unos breteles enormes, que ¿cómo diablos los esconde uno cuando quiere usar una camiseta de tiras? y con unos broches casi imposibles de soltar… Insisto, ¡No hay derecho!


Yo sé que la mayoría de las veces hay que tratar de recoger el exceso de carne; intentar que todo quede más o menos en su puesto, y que usar un hilo dental o una tanga puede ser un atentado contra el buen gusto, pero por favor, por qué no usar telas divertidas, con colores o con encajes. Señores de la industria de la corsetería, las gordas en el momento del amor queremos vernos sexys, provocadoras, lindas y esa ropa ¡NO ayuda!

Queremos usar en nuestra ropa interior: transparencias, blondas, encajes, algodones, sedas, rayones, satenes, pero no es fácil conseguirlos, por no decir que No se consigue. ¡Que difícil labor!


No quería entrar en un terreno aterrador para la mayoría de las gordas… ¡el uso de fajas! ¿O tu querida lectora flaca que vives atormentada por ese imperceptible rollito que se te hace en la cintura no has querido matar de la ira que te produce meterte en una faja talla XL, de esas que venden en el mercado nacional?. ¡Créeme, no eres tú, son esas tallas mentirosas! Sólo una mujer talla S puede meter su cuerpo en un faja XL… ¡Es Horrible!
 

En Colombia difícilmente encontramos unos modelitos así. Al menos, no todavía.

Debo decir que las uso, y que al comienzo, cuando no sabía que debía buscar tallas para gordas, es más, no sabía que existían, ponerme una faja era lo peor que me podía pasar, sentía que me partía en dos, es más, muchas veces pensé que podía terminar siendo víctima de un derrame cerebral o con algún problema de circulación y de pulmón, porque perdía la respiración. ¡Ay la vanidad!


Afortunadamente me gusta caminar y buscar en los sitios más insospechados y entonces alguna vez en San Victorino (un populoso centro de comercio en el corazón de Bogotá), descubrí que había fajas que sí eran para gordas y compré dos. Luego descubrí un sitio en el barrio Ricaurte (cerca de San Andresito de San José), donde las fabrican y han sido desde entonces, mis mejores aliadas cuando quiero lucir un poco menos fofa. Obviamente, hay empresas como Fájate que las hace a la medida, pero digamos que no son para todos los bolsillos, ya que su expertise son las fajas post quirúrgicas. Debo agregar que hace un par de días descubrí que Co’coon está vendiendo ¡Por fin! Fajas hasta la talla 5XL, ¡que gran noticia!


Co'coon se puso las pilas y está ofreciendo estas faja tipo body hasta la talla 5XL.

En otros países, sí hay ropa interior para gordas, para la muestra sólo recordar la portada de la Vogue italiana, donde un grupo de modelos plus size lucen espléndidas corsés, calzones y brasieres, que si bien son grandes, también son sexys y seguramente cómodos.

Imagino que la ingeniería de la corsetería lo que más busca es que un busto grande y pesado luzca compacto y arriba; que las carnes del derrière, rabo, cola, trasero, no bailen tanto y se vean firmes a la vista, y entonces mi pregunta sigue siendo, ¿no podrían hacer todo eso, pero con las mismas telas que usan para la ropa interior de las tallas XS, S, M o L?

La Vogue Italia en junio de 2011 decidió homenajear a las modelos de talla grande. En la portada aparecen las exuberantes Tara Lynn, Candice Huffine y Robyn Lawley.

Es importante tener buena ropa interior para que la ropa exterior luzca como debe ser, pero por lo pronto, a las gordas en Colombia nos tocará seguir comprando en el exterior o seguir usando las poco atractivas opciones que nos brinda la industria nacional o… ¡no usar!

Estos son algunos ejemplos de las bombachas, panties, cucos, calzones que a muchas nos gustaría encontrar en el mercado nacional.



¡Nos seguimos leyendo!
Sígueme en TW @lapesadademoda
Búscame también en: Occidente.co/blogs/lapesadademoda
Búscame también en la Revista Easy Fly



viernes, 8 de julio de 2011

Llegó Thalytha Kun para las fatshionistas!

Fotos: Cortesía Thalytha Kun
Esta es la nueva propuesta en jeans que se consiguen en el mercado nacional.

Hace un par de meses recibí en mi correo, uno de una cucuteña que -según entendí- había estaba investigando en internet por ropa para gordas y encontró La Pesada de Moda. Específicamente, quería hacer Jeans XL para mujeres de contextura gruesa y también para gordas. Me dijo que le interesaba conocer mi opinión en materia de jeans para este target. La idea me sonó, pero como ya en otras ocasiones me han contactado para temas similares y luego no pasa nada, imaginé que tal vez era otra persona más con buenas ideas y que de ahí no pasaría.

Fotos: Cortesía Thalytha Kun
Por ahora, solo se consiguen en Cúcuta y por ahora su línea se compone solo de jeans, pero la idea es ampliar la líneas de diseño.

Le respondí el correo, pasó el tiempo y no volví a tener noticias suyas. Sin embargo, la semana pasada me llamó Claudia Patricia Cetina para contarme que el proyecto era una realidad y que además, la Cámara de Comercio de Cúcuta y el Banco Interamericano de Desarrollo la habían seleccionado para que hiciera parte del grupo de empresarios que representarían a Norte de Santander en el Santander Fashion Week SFW, el evento de moda más importante del Oriente colombiano que hoy terminó exitosamente. Estoy segura que ella fue quien llegó con la propuesta más innovadora de la feria.

Fotos: Cortesía Thalytha Kun
Claudia Cetina me contó que aunque quiso, no pudo tener pasarela en el SFW porque no consiguió suficientes modelos XL.

No puedo decir mucho de la confección ni de los materiales, pues al igual que ustedes solo los he visto en las fotos que acompañan este post, pero de buena fuente sé que no estaban nada mal y que se ven fashion, como les gusta a las seguidoras de este blog.


La marca es Thalytha Kun, que es la unión de Thalytha palabra del Arameo que traduce “jovencita” y Kun palabra hebrea que significa “levántate”. Según me explicó la empresaria, con Thalytha Kun ella quiere mandar un mensaje de autoestima a las bellas y pesadas de moda, que contagiamos de alegría todo lo que esté a nuestro alrededor.

Los jeans están confeccionados en diferentes tipos de denim de diferentes calibres, nacionales e importados y tienen innovadores procesos de lavandería (habrá que verlos!!).


El SFW ya se terminó y seguramente, Claudia Cetina hizo espectaculares contactos. Lo importante ahora es que las gordas tenemos una nueva opción para elegir y comprar Jeans de buena calidad, con diseños innovadores y dejar de visitar la sección de hombres cuando buscamos un jean.

Para las interesadas, los Thalytha Kun se pueden conseguir en la Calle 17 # 1E-131 barrio Caobos, Tel. (57+7) + 5729189, en la ciudad de Cúcuta, Colombia.



¡Nos seguimos leyendo!


Escríbeme a lapesadademoda@gmail.com
Sígueme en TW @lapesadademoda
Búscame en FB http://www.facebook.com/Lapesadademoda
Búscame también en: Occidente.co/blogs/lapesadademoda


¡No me gusta esta gorda!

¡Me parece el colmo!, ¡estoy indignada!, todavía no logro entender qué es lo que pasa por la cabeza de Donna Simpson, declarada la mujer más gorda del mundo, quien además ya es suficientemente gorda, pero quiere seguir engordando! Ella insiste en seguir mal alimentándose hasta llegar a la infartante cifra de 455 kilos, ¿qué es lo que piensa esta mujer?

Así desluce Donna Simpson por estos días y quiere seguir creciendo.


Siempre es dicho, que si no podemos ser flacas por las razones que sean, ¡SIEMPRE! será mejor ser flaco que gordo. No, Donna querida, creo que el exceso de comida (750 dólares semanales), que consumes ya te cocinó las neuronas, no puede ser que quieras ser más gorda?, ¿qué buscas con eso?, ¿morir más rápidamente para que tu pequeña y hermosa hija se crezca sin mamá?


Realmente estoy aterrada, y quiero dejar claro que no estoy para nada de acuerdo con esta irracional idea. Hay que querernos y aceptarnos como somos, pero es aterrador lo que está haciendo con su vida esta señora.


Les dejó el link del artículo publicado hoy en el diario Eltiempo.com de Bogotá.


http://www.eltiempo.com/gente/la-mujer-mas-gorda-del-mundo_9840744-4

¡Nos seguimos leyendo!


Escríbeme a lapesadademoda@gmail.com
Sígueme en TW @lapesadademoda
Búscame en FB http://www.facebook.com/Lapesadademoda
Búscame también en: Occidente.co/blogs/lapesadademoda

viernes, 1 de julio de 2011

Hace dos años se fue el ángel Fawcett

Hola a todos,
Hace poco más de dos años murió Farrah Fawcett. En esos días publiqué este artículo sobre su deceso, lo busqué y hoy quiero compartirlo con ustedes pues seguramente no todos leyeron la Revista Aló de esa época. Mi homenaje al ángel que nos dejó hace dos  años (25 de junio de 2009).

Farrah Fawcett, ahora si es un ángel

Foto tomada de Internet

"Se ha ido. Ella ahora pertenece a la historia. Está con su madre, su hermana y su dios. La amaba con todo mi corazón. La extrañaré muchísimo", declaró O’Neal. El actor hizo público que Fawcett había accedido finalmente a casarse con él, después de ser pareja de forma intermitente desde los años 80. Pero el sueño no se pudo concretar.

Por Laurita By Ricci (**)

Gracias a Farrah Fawcett, las mayores de 30 crecieron pensando que nada como tener una hermosa sonrisa y un peinado que se convirtiera en el marco perfecto del rostro. Las de 40 quisieron ser mujeres atléticas y adoptaron de ella los jeans con camisas de cuadros como la pinta ideal para un día de descanso; y las de 50, descubrieron que se podía ejercer una profesión de alto riesgo sin que el blower saliera afectado.

Eso fue Farrah Fawcett para las mujeres de tres generaciones distintas a quienes influenció, a través de su interpretación como la detective Jill Monroe, en la serie televisiva Los Ángeles de Charlie, ícono de la cultura pop que ha llegado a convertirse en una serie de culto para los amantes de la televisión, que le debe buena parte de su éxito a la presencia de la actriz que falleció hace dos semanas y cuyo sepelio se realizó el martes de la semana pasada en la Catedral de Nuestra Señora de Los Angeles en la capital californiana.
Foto Tomada de Internet

Pese a que la ceremonia fúnebre se realizó a puerta cerrada, cientos de personas quisieron acompañar al Ángel hasta su última morada. Una fotografía gigante de la actriz presidió el funeral, durante el cual se leyeron apartes de la carta con la que Farrah se despidió de su hijo Redmon O’Neal, de quien no se alcanzó a hacerlo pues está pagando una condena por problemas con drogas. “El mayor regalo de mi vida ha sido ser tu madre. Espero que al dejarte seas capaz de resolver todos tus problemas y crecer como persona”, es un extracto de la carta que conmovió a todos los asistentes.

También, ícono de la moda

Farrah Fawcett no solo será recordada como una estrella de la pantalla chica, sino también por ser la responsable de dejar un legado de moda con su estilo casual, pero siempre sexy y femenino. Su cabello en capas con cuerpo y volumen se convirtió en el peinado de una época, que cada cierto tiempo regresa con las adaptaciones del caso.

Junto a su deslumbrante sonrisa, los pantalones de talle alto, las botas anchas, las plataformas, los maxivestidos y el estilo boho chic, siempre serán marca registrada de la rubia tejana, a la que un cáncer de colón le arrebató la vida a los 62 años de edad.

Fawcett inició su carrera como modelo de champú a comienzos de la década de los 70’s, pero la fama solo llegó seis años después de que una fotografía suya en traje de baño se convirtiera en el afiche que todo adolescente debía tener y del que se vendieron 12 millones de copias en todo el mundo.

Ese mismo año, firmó contrato para protagonizar junto a Kate Jackson y Jaclyn Smith Los Ángeles de Charlie, una serie que mostraba la vida de tres bellas e inteligentes investigadoras que usaban su sexto sentido para resolver los complicados casos que les asignaba su enigmático jefe, Charlie, de quien solo se oía su voz a través de un altavoz.

Paradójicamente, y aunque será el eterno Ángel, Farrah solo estuvo durante la primera temporada, ya que decidió abandonar la serie y fue sustituida por Cheryl Ladd. Sin embargo, las condiciones del contrato que había firmado con la productora de Aaron Spelling, le valieron una demandada que perdió, y que la obligó a participar en seis capítulos en temporadas posteriores.

La fama lograda le facilitó el ingreso al mundo del cine, en el que pese a varios intentos no logró mayores reconocimientos, como los que obtuvo en la pantalla chica que por el contrario, fue más constante, protagonizando decenas de películas para este formato y distintas series a lo largo de dos décadas, que le valieron hasta tres nominaciones a los Premios Emmy.

La actriz estuvo casada entre 1973 y 1982 con el actor Lee Majors (recordado por su interpretación de El Hombre Nuclear, de quien tomó el apellido durante esa etapa). Tras su separación en 1979, se unió sentimentalmente al también actor Ryan O’Neal, con quien tuvo una relación intermitente hasta el día de su muerte. De esta unión nació su hijo Redmond, quien actualmente se encuentra preso por problemas de drogas.

Foto Tomada de Internet

Farrah Fawcett, murió el jueves 25 de junio en Los Ángeles, sobre su deceso su gran amor, Ryan O’Neal dijo: Se ha ido. Ella ahora pertenece a la historia. Está con su madre, su hermana y su dios. La amaba con todo mi corazón. La extrañaré muchísimo".

Hasta siempre Farrah, ahora, ya eres ángel.

** Artículo publicado en la revista Aló de julio de 2009.